ESCRITORES

a b c d e f g h i
j k l m n o p q r
s t u v w x y z  
ENSAYO | ESTUDIOS CULTURALES

Für die Darstellung dieser Inhalte wird Flash benötigt.

T.L.: Escritores: ¿Cuáles son a tu juicio los cinco o seis mejores escritores argentinos, los más interesantes, posteriores a Piglia?

B.S.: Posteriores a Piglia, bueno, en primer lugar yo diría posteriores a Borges, porque después de Borges hay escritores que son muy interesantes: en primer lugar, Juan José Saer. Pienso que va a quedar como el gran escritor posterior a Borges en La Argentina; en segundo lugar, y también aspirando a eso, a una potencialidad escrituraria muy fuerte, Puig y Piglia, pero yo diría que ahí habría un centro en Saer. Creo que Saer marca muy fuertemente lo que es posible escribir a partir de Borges y también diferenciándose de él, entonces si decimos quiénes son los que vienen después de éstos, es decir después de Saer, o de Piglia, en primer lugar, como el autor más interesante vería a Sergio Chejfec, desde su primer libro Lenta biografía, que todavía era un libro exploratorio. Luego tiene una novela extremadamente experimental que es Moral, después están Los Planetas, Cinco, Boca de Lobo. Chejfec tiene seis novelas, vale decir una obra verdaderamente considerable en un hombre que tiene 42 o 43 años. A mí me parece el narrador más interesante. Junto con él Alan Pauls; Wasabi creo que fue su última novela; es una novela que hace un tour de force muy interesante de escribir una primera persona que es casi la primera persona del narrador, y que finalmente no lo es, es decir, que trabaja con materiales biográficos de una forma casi impúdica y logra superar esa forma impúdica del material biográfico y construir una novela. Wasabi me parece una novela realmente muy interesante. Los otros autores que me parecen muy interesantes son poetas. La poesía argentina es extraordinariamente buena: nombraría a Daniel García Helder, que durante mucho tiempo estuvo en Diario de Poesía y que tiene una poesía objetivista, pero de una enorme potencialidad formal y de una enorme sabiduría formal. García Helder, con los materiales poéticos, con las sustancias del mundo más banales, con la degradación, la imagen de una fábrica que se está destruyendo, puede escribir endecasílabos perfectos. Él es realmente un poeta muy importante. También en el campo poético, Arturo Carrera, un poeta de la felicidad y de cómo es posible escribir la felicidad de un modo que no sea bobalicón ni banal.

Voy nombrar a un quinto autor. El año pasado salió un libro sorprendente de un poeta de Bahía Blanca que se llama Sergio Raimondi y el título del libro es Poesía civil. Yo diría que hay una zona de la poesía argentina que es la de aquellos que tienen menos de 40 años, creo que ahí hay una zona importante. No hay que pensar solamente en la narrativa. Sin duda allí tenemos a Chejfec y Pauls, que me parecen importantes, pero se podría decir también Martín Kohan y Luis Gusmán, pero yo creo que hay una zona menos vista, menos visible que es la de la poesía, donde quizás esté ocurriendo lo más importante de la literatura argentina en este momento.