Feminismo y Movimientos Sociales


Feminismo y Movimientos Sociales

En la entrevista Verena Stolcke cuenta de un momento muy concreto en su vida privada que la convirtió en feminista. Dice que se “hizo feminista en la cocina”. En 1969 ya tenía sus dos hijas, de un año y tres años, y estaba escribiendo su tesis en Oxford. Un día vino un gran sociólogo brasileño para dar unos seminarios sobre la cuestión racial en Brasil, exactamente el tema de que trataba su trabajo. Quería ir a escucharlo pero su marido dijo que no, que él iba a ir. Y fue. En este mismo momento Verena se dió cuenta de que algo estaba mal y de que tenía que cambiarlo.

La experiencia de Verena coincidió justamente con el inicio del debate feminista en Inglaterra, por ejemplo con la feminista Germaine Greer. Desde antes Verena ya se había interesado por cuestiones de género como demuestra el tema de su tesis. Pero hasta entonces no había jugado un rol importante en su vida privada. Verena cuenta que a principios del movimiento feminista, las mujeres hablaban de manera muy tentativa sobre problemas domésticos y personales.

Para Verena, los movimientos sociales forman la base del feminismo académico. Es muy importante que no se pierde esta conexión básica, porque la teoría feminista es el intento de explicar y hacer sentido del porqué de las dificultades, de las faltas de oportunidad, de la falta de respeto, de la invisibilidad en diferentes momentos de la vida, de las mujeres en la sociedad occidental.

Verena destaca que su libro sobre Cuba apareció antes del surgimiento del feminismo. En su tesis no usa el término “género” porque todavía no se había introducido en el deabte académico. Pero de alguna manera fue una anticipación de la problemática que después se desarrolló desde una perspectiva feminista explícita.

 

Sugerencia bibliográfica

Stolcke, Verena. “La mujer es puro cuento: la cultura del género.” Quaderns de l’Institut

Cátala d’Antropología [monografía n° 19 A propòsit de la cultura] (2003): 69-75.